Los gobiernos de Argentina y Estados Unidos (EEUU) aún no autorizaron el operativo electoral de Bolivia para celebrar los comicios en sus territorios, según informó este martes la canciller Karen Longaric.

«Aún no tenemos una confirmación plena de Estados Unidos y tampoco Argentina. En algunos países, las confirmaciones se dan a través de sus gobernaciones y sus municipios y provincias, y eso marcha lentamente», afirmó la autoridad.

El 15 de septiembre, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) habilitó a 7.332.925 electores para los comicios nacionales del 18 de octubre, lo que representa un «modesto crecimiento» del 0,24% (17.561 nuevos votantes), respecto a los comicios de 2019.

De acuerdo con el informe del TSE, de los 7.332.925 electores habilitados para los comicios de octubre, 301.631 se encuentran en el extranjero, lo que representa el 4,11%. En 2019, el 4,6% de los ciudadanos habilitados residía fuera del país.

Del total de registrados en el exterior, 142.568 están en Argentina y 11.156 en Estados Unidos.

Según el Órgano Electoral, en 30 países los bolivianos sufragarán en los comicios generales.

En esa línea, Longaric explicó que el rol que juega la Cancillería es el de coordinar y hacer llegar los requerimientos del Órgano Electoral a las autoridades extranjeras.

«En ese sentido, vemos que todo está marchando bien y prácticamente todos los países han confirmado la autorización para que en sus territorios se lleven a cabo las elecciones, excepto dos o tres», aseguró la Ministra.

Por tanto, la autoridad expresó su confianza en que todo marchará con normalidad.

El artículo 27 de la Constitución Política del Estado (CPE) reconoce la participación de los bolivianos residentes en el exterior en las elecciones generales.

El presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, afirmó en varias ocasiones que Bolivia se adaptará a las restricciones y medidas sanitarias que establezcan en los países, donde se llevará a cabo la votación en el exterior.