Los exministros Carlos Sánchez Berzaín y Roxana Lizárraga fueron denunciados este jueves ante el Ministerio Público por los delitos sedición, conspiración, terrorismo, organización criminal y otros, que presuntamente cometieron antes y después de las elecciones anuladas del 20 de octubre de 2019, informó el abogado Rolando Cruz.

«Estamos presentando esta denuncia (…) con siete videos como elementos probatorios y esperemos que (la Fiscalía) haga el seguimiento correspondiente», afirmó el jurista, en un contacto con Bolivia Tv, en la ciudad de Sucre.

Cruz, junto a un equipo de abogados, presentó la denuncia en contra de esas dos exautoridades porque «han sido los autores intelectuales» para la movilización de 2019, que terminó en un golpe de Estado, en medio de la toma y quema de instituciones públicas.

«Ahora, lo único que estamos aguardando es que el Ministerio Público inicie el proceso investigativo y (también) estamos pidiendo que activen los mecanismos legales que corresponda para que sean extraditados», agregó.

Según el abogado, Lizárraga -quien fue la primera ministra de Comunicación del gobierno de Jeanine Áñez- ya habría abandonado el país y se fue a los Estados Unidos (EEUU), después de que, en las elecciones del 18 de octubre de este año, el Movimiento Al Socialismo (MAS) volvió a ganar los comicios.

En tanto, Sánchez Berzaín -quien fue ministro en el gobierno de Gonzalo Sánchez de Lozada- también se encuentra en EEUU desde la masacre de 2003.