El FMI advierte de alta deuda empresarial y la sobrevaluación de activos bursátiles

Compartir:

El Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió hoy de que los generalizados bajos tipos de interés a nivel global han provocado una búsqueda de activos financieros de mayor riesgo con el consiguiente aumento de vulnerabilidad y la sobrevaloración de ciertos mercados bursátiles, como EEUU y Japón.

«El prolongado periodo de condiciones financieras expansivas ha empujado a los inversores a la búsqueda de retornos, creando un ambiente que facilita la creación de vulnerabilidades», indicó el informe de Estabilidad Financiera Global del FMI.

En este sentido, el Fondo citó como ejemplo que «los mercados financieros parecen estar sobrevalorados en EEUU y Japón» y el elevado endeudamiento empresarial.

Tobias Adrian, director del Departamento de Mercados de Capital del organismo, remarcó que en ocho economías analizadas (EEUU, China, Japón, Alemania, el Reino Unido, Francia, Italia y España) «las empresas están asumiendo más deuda y su capacidad para pagarla se está debilitando».

«Miramos el impacto potencial de un frenazo económico sustancial -uno que es la mitad de severo que la crisis financiera global de 2008-. Nuestra conclusión es sobria: la deuda de empresas incapaz de cubrir el pago de los intereses con sus beneficios, lo que llamamos deuda corporativa en riesgos, podría subir a 19 billones de dólares», remarcó Adrian en una rueda de prensa.

Esto supone el 40 % del total de la deuda empresarial en las economías estudiadas.

El Fondo remarcó que más del 70 % de las economías globales cuentan con políticas monetarias expansivas, algo que ha servido para apuntalar el crecimiento económico pero que conlleva importantes riesgos financieros.

El informe fue divulgado en el marco de la asamblea anual del organismo y el Banco Mundial, que reúne a sus 189 países miembros, y un día después de presentar las nuevas proyecciones globales, que se ubicaron en el 3 % en 2019, la menor tasa desde la crisis financiera de hace una década.

EFE