Francia e Irlanda ya se han instalado en el confinamiento, mientras otros países, como Italia, parecen dar pasos en esa dirección y otros estados europeos intensifican las restricciones para afrontar la creciente pandemia del coronavirus.

Además, hoy se supo que la nueva variante del coronavirus causante de la enfermedad covid-19 y que ha surgido en España no tendrá ningún impacto negativo en el desarrollo de una vacuna, aseguró la autora principal del estudio.

«Pensamos que la mutación no afectará la eficacia de la vacuna», dijo la científica Emma Hodcroft de la Universidad suiza de Basilea, institución que ha liderado la investigación en colaboración con la Escuela Politécnica Federal de Zúrich y el consorcio español SegCovid-Spain, liderado por el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

ITALIA

Italia se encamina hacia el que llaman escenario número 4, un nuevo confinamiento ligero, con el cierre de más actividades y quizá los colegios, y restricciones en la movilidad entre regiones con cerca de 25.000 casos de coronavirus diarios y el aumento exponencial de los ingresos en los hospitales, adelanta hoy la prensa. El comisario elegido por el Gobierno para gestionar la emergencia, Domenico Arcuri habló este jueves de un «momento dramático» y pidió a la gente «que salga lo menos posible de casa», ya que empieza a haber problemas en los hospitales debido al alto número de ingresados por coronavirus.

Aunque el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, ha explicado siempre que se intentará evitar un nuevo confinamiento total, todo parece indicar que a finales de la semana próxima se firmará un nuevo decreto con medidas parecidas a las ya tomadas en Francia o Alemania. Los datos en las últimas 24 horas en el país fueron de casi 27.000 casos y de 217 fallecidos y con un aumento de 115 personas más ingresadas en la UCI.

Según las hipótesis de la prensa, el próximo 9 de noviembre se volverán a endurecer las medidas con un modelo parecido al aplicado en Francia, con empresas, fábricas y oficinas abiertas, mientras que cerrarán las tiendas excepto las de productos esenciales. Sólo se podrá salir de casa para ir a trabajar, llevar a los niños al colegio, ir a comprar productos de primera necesidad o por motivos médicos.

RUSIA

Rusia registró hoy, por segunda jornada consecutiva, un nuevo récord de contagios diarios de covid-19 desde el comienzo de la pandemia, tras detectarse en las últimas 24 horas 18.283 positivos por coronavirus, 5.268 de ellos en Moscú, el principal foco infeccioso del país.

Según las estadísticas oficiales, en la última jornada se produjeron además 355 decesos por covid-19, lo que eleva a 27.656 la víctimas mortales de la epidemia en Rusia. Pese al gran repunte en las últimas semanas, en las que casi se han triplicado los contagios diarios, las autoridades no planean la adopción de medidas drásticas como el confinamiento, un toque de queda o la paralización de sectores económicos.

Con 1.599.976 casos acumulados, Rusia es a día de hoy el cuarto país del mundo en número de positivos por coronavirus después de Estados Unidos, la India y Brasil.

FRANCIA

Francia inicia este viernes un nuevo confinamiento nacional para intentar frenar el coronavirus, una decisión drástica que tuvo que tomar el Gobierno ante el fracaso de otras medidas como los toques de queda regionales. El país es el segundo de Europa, tras Irlanda, en aplicar un nuevo confinamiento nacional, que en este caso se extenderá inicialmente por un mes, hasta el 1 de diciembre.

Francia suma ya 36.020 fallecimientos y 1,282 millones de casos, con un ritmo de hospitalizaciones y de ingresos en cuidados intensivos cada vez más elevado.

Este confinamiento es más suave que el que vivió el país entre marzo y mayo pasados. Los ciudadanos podrán salir una hora al día, a un máximo de un kilómetro de sus domicilios, para pasear o hacer deporte, y se mantienen abiertas guarderías y educación primaria y secundaria. Bodas y entierros podrán celebrarse, aunque con asistencia muy reducida (6 y 30 personas como máximo, respectivamente).

ALEMANIA

Las autoridades alemanas contabilizaron un nuevo máximo de 18.681 nuevos contagios en las últimas 24 horas, mientras el número de casos activos asciende a alrededor de 143.000, según datos del Instituto Robert Koch (RKI) de virología actualizados la pasada medianoche.

El total de positivos desde que se dio a conocer el primer contagio en el país a finales de enero se sitúa en 499.694, con 10.349 muertos, 77 más en un día.

El próximo lunes entrarán en vigor nuevas medidas restrictivas consensuadas por los gobiernos federal y de los estados federados que contemplan el cierre en noviembre de bares y restaurantes, así como del ocio, la oferta cultural y el deporte aficionado en espacios cerrados, pero en la medida de lo posible se mantendrá la actividad escolar y el comercio.

BÉLGICA

Con una incidencia acumulada récord en Europa de 1.609 casos y un nuevo máximo de 15.316 contagios de coronavirus al día de media semanal, Bélgica anunciará este viernes nuevas medidas para contener la expansión de la epidemia, que amenaza con fracturar el sistema hospitalario en pocos días.

Con toque de queda nocturno y la hostelería y las actividades culturales y deportivas clausuradas, los contagios siguen creciendo en Bélgica. Los ingresos hospitalarios en las últimas 24 horas se sitúan en 673 pacientes de covid, con un ritmo de crecimiento semanal del 77 % y las ucis ocupadas llegan a 1.057 camas, cada vez más cerca del pico de 1.285 de la primera oleada. En cuanto a la cifra de muertes, los decesos se sitúan en 138 nuevos decesos en un día, con un avance semanal del 123 %.

Las regiones de Valonia (sur) y Bruselas (centro) siguen siendo las zonas más afectadas del país, con una incidencia acumulada sobre 100.000 habitantes en 14 días de 3.035 en Lieja y de 2.130 en Bruselas. El Gobierno valón es el que más presiona para aplicar protocolos más severos, mientras que el de Flandes (norte) es el más reacio.

UCRANIA

Ucrania registró hoy un récord de contagios, 8.312 nuevos en las últimas 24 horas. El anterior récord diario fue el pasado día 23 en el que hubo 7.517 nuevos casos. El número total de infecciones en el país alcanza las 378.729 desde el comienzo de la pandemia, en tanto que el de fallecidos asciende a 7.041, de ellos 173 en las últimas 24 horas.

El Gobierno ucraniano prolongó el pasado 28 de este mes hasta el 31 de diciembre el estado de emergencia que decretó a mediados de marzo para hacer frente a la expansión del coronavirus en el país. Ucrania introdujo en marzo una cuarentena flexible, que se adapta a cada momento de la pandemia.

REPÚBLICA CHECA

La República Checa registró algo más de 13.000 contagios en las últimas 24 horas, casi mil menos que hace una semana, informó hoy el Ministerio de Sanidad. Estos datos siguen estando entre los más altos de Europa en relación con la población.

Actualmente hay unos 178.000 contagios activos, con 6.604 personas hospitalizadas y 1.031 de ellas en estado grave, sin que de momento se haya llegado a una sobrecarga del sistema sanitario, algo que obligue a desplazar pacientes entre instituciones, señaló hoy el nuevo ministro de Sanidad, Jan Blatna, al diario digital Novniky.cz.

Hasta el 3 de noviembre siguen en vigor restricciones al movimiento de personas fuera de sus hogares, pero hay numerosas excepciones como ir a trabajar, salir a tomar el aire, pasear al perro o ir a comprar bienes de primera necesidad. El Parlamento checo decide hoy si da su visto bueno a una extensión del actual estado de emergencia por otros 30 días.

RUMANÍA

Rumanía rompió este viernes por segundo día consecutivo un nuevo récord de contagios diarios, al informar las autoridades de 6.546 nuevos casos en las últimas 24 horas. En ese mismo parte oficial, el Gobierno informó de la muerte de 103 personas, lo que eleva el número total de fallecidos a 6.867.

Pese a la tendencia al alza de los contagios, el primer ministro, Ludovic Orban, declaró este viernes que el Gobierno está «lejos» de plantearse volver a decretar un confinamiento general. Orban explicó que su Gabinete seguirá optando por medidas específicas como las que actualmente obligan a llevar mascarilla en la calle, y a cerrar escuelas, espacios interiores de restaurantes y cines y teatros en Bucarest y otras zonas del país con índices altos de contagios.

HUNGRÍA

El Gobierno húngaro extendió este viernes por otro mes el cierre de sus fronteras para ciudadanos extranjeros, en un intento de frenar la pandemia, mientras el número de contagios diarios alcanzó un nuevo récord con 3.286 casos y 65 muertos en las últimas 24 horas. El número acumulado de infecciones es de unas 71.400 y el de fallecimientos por la covid-19 aumentó hasta los 1.699, informaron hoy las autoridades sanitarias en Budapest.

El decreto para extender el cierre de fronteras fue publicado anoche en la Gaceta Oficial. Prohíbe, con algunas excepciones, la entrada de extranjeros en el país centroeuropeo. Hungría, de 9,7 millones de habitantes, fue el primer país de la Unión Europea en imponer el cierre de sus fronteras desde el pasado 1 de septiembre, justificando la decisión en el creciente número de casos en todo el continente.

R.UNIDO

El Reino Unido registró el jueves otras 280 muertes por covid-19 y 23.065 nuevos contagios, según las últimas cifras oficiales divulgadas por el Gobierno. Con estos datos, el número total de fallecidos por coronavirus asciende a 45.955 desde el comienzo de la pandemia, mientras que los casos han llegado ya a 965.340.

Varias áreas de Inglaterra están bajo el nivel de riesgo más alto -el 3-, que ha obligado al cierre de bares y «pubs» que no venden comida, así como la prohibición de reuniones bajo un mismo techo de personas que viven en hogares diferentes. Además de Escocia e Irlanda del Norte, que han impuesto una serie de restricciones, Gales mantiene hasta mediados de noviembre un confinamiento nacional para contener la pandemia.

El Gobierno británico ha insistido en que hará todo lo posible por evitar un «confinamiento nacional».

PORTUGAL

Ante el aumento exponencial de contagios, el primer ministro portugués, António Costa, escuchará este viernes a los partidos políticos lusos y el sábado celebrará un consejo de ministros extraordinario para decidir nuevas medidas que atajen la pandemia, aunque no se prevé un confinamiento global.

El jueves, Portugal alcanzó el récord de contagios diarios con 4.224 nuevos positivos. La presión hospitalaria es otra de las preocupaciones, ya que hay 1.834 personas ingresadas y 269 están en cuidados intensivos.

Portugal se encuentra en estado de calamidad (un grado menos que el estado de emergencia), por lo que en todo el país las reuniones están limitadas a 5 personas y hay restricciones en los horarios comerciales.