La activista sueca Greta Thunberg descartó hoy «teorías de la conspiración» detrás de sus llamamientos medioambientales: «Yo pienso por mí misma», zanjó por videoconferencia al presentar un documental sobre ella en el Festival de Venecia.

«El documental demuestra que hay algunas personas que hablan de teorías de la conspiración, dicen que no hablo por mi misma, ni pienso, o que alguien escribe mis discursos. Y yo creo que en la película se puede ver que de hecho esto no es verdad», aseguró.

Y zanjó: «Por supuesto que lo hago, yo hablo y decido todo por mi cuenta».

El documental, rodado por Nathan Grossman y presentado fuera de concurso en la Mostra como evento especial, recorre la trayectoria de esta joven sueca que inició una lucha por el medioambiente en agosto de 2018 que movió a los jóvenes de todo el planeta.

Thunberg interrumpió este viernes sus clases para participar por videoconferencia en la presentación de la cinta en Venecia, una ciudad especialmente expuesta a los azotes del cambio climático, tal y como demostraron las históricas inundaciones del pasado invierno.

La lucha de los jóvenes por el clima se vio pausada de repente por la extensión de la pandemia de coronavirus en todo el mundo pero la activista aseguró que seguirán pronto con sus consignas e iniciativas, respetando, eso sí, los protocolos sanitarios.

«Esta es una crisis de tal envergadura que no somos capaces de podemos manejar dos al mismo tiempo», refirió, en alusión a la climática y a la pandemia.

Pero volvió a urgir a defender el medioambiente: «Definitivamente necesitamos entender la urgencia de la crisis climática y tratarla como tal porque de lo contrario no lograremos un cambio real. Eso es lo que necesitamos hacer ahora», señaló, para después levantarse sin más y marcharse a clase.