Vecinos piden hasta 12.000 euros por alquilar sus viviendas para la final de la Champions en España

Compartir:

Publicado en ABC, escrito por Carlota Barcala

Hoteles y apartamentos turísticos han multiplicado sus tarifas hasta en un 2000% para el fin de semana del partido

«Se alquila salón con colchón hinchable por 1.200 euros a 10 minutos andando del Wanda Metropolitano». Esta es tan solo una de las ofertas de alojamiento que los aficionados al fútbol pueden encontrar en internet para vivir la final de la Champions League. La web está llena de ellas. Eso sí, en este caso no se trata de un hotel ni de un apartamento turístico. Es la propia vivienda de uno de los vecinos del flamante coliseo del Atlético de Madrid. Si desea reservarla, tendrá que convivir durante el fin de semana con los dueños.

Otra oferta infla el precio de un apartamento hasta los 12.000 euros. La tarifa es desproporcionada. Al día siguiente de la consulta, la propietaria la reduce hasta los 8.000. «Todos los servicios están incluidos en el precio, que te lo puedo rebajar hasta los 6.000 euros si llegamos a un acuerdo, pero antes debemos firmar un documento», asegura al otro lado de la línea, y advierte: «Están llamando muchas personas interesadas. Al primero que me diga que lo reserva, se lo alquilo».

El encuentro entre el Liverpool y el Totteham, que se celebrará el 1 de junio, ha desatado la locura en el precio de los hospedajes en Madrid. Los vecinos del barrio de Las Musas (San Blas-Canillejas) quieren sacar rédito económico del partido. «Ese fin de semana no vamos a estar. El piso tiene una habitación con cama de matrimonio y baño propio y otra con cama nido y un aseo. Lo tendríais todo para vosotros», explica a este diario el dueño de un piso de 90 metros cuadrados en la calle de Rufino González. «Esta tarde vienen a verlo dos personas. No sé si lo alquilarán ya. Llámame cuanto antes para no perder la oportunidad», indica.

Fuera del distrito, las viviendas privadas también se ofrecen con el atractivo del encuentro deportivo, como una buhardilla hábil para cinco personas que está disponible en Barajas por 1.450 euros. Las propuestas llegan hasta la plaza de Castilla. «¿Eres un particular o una agencia?», pregunta por teléfono el propietario, antes de iniciar la negociación. «Está ubicado, a siete minutos en coche del Wanda, sin pillar semáforos», explica. «Son 800 euros y 200 de fianza. Lo revisamos entre las dos partes cuando lo dejéis». Otros dueños tienen más requisitos: firmar un contrato, aportar documentos de identididad, dar una fianza y, además, el 30% de la reserva un día antes de entrar a la vivienda. Las ofertas disponibles están por todo Madrid y las hay para todos los gustos o, mejor dicho, bolsillos. Cuanto más lejos del estadio, más baratas. Chueca, Arganzuela y hasta Coslada son algunos de los lugares donde los propietarios quieren conseguir una paga extra adelantada.

Esta novedosa modalidad de alquiler compite con la actividad tradicional. Hoteles y apartamentos turísticos han multiplicado sus precios hasta en un 2.000% por el mismo motivo. La media supera los 1.000 euros solo para una noche en los hostales. Muchos de ellos, los más baratos, ya no tienen habitaciones disponibles. «Hemos vendido todo con mucha antelación. El precio para una noche cualquiera ronda los 15 euros en habitación individual. Para el día de la Champions las hemos alquilado a 100», afirma la telefonista de un alojamiento sin entrellas al lado de la Plaza Mayor.

Fiestas como reclamo

Para muchos el partido se convierte en todo un acontecimiento si lo acompañan de una buena fiesta. Algunos hoteles lo saben y garantizan la juerga posterior por el barrio de Las Letras. «El establecimiento organiza visitas a los locales de ocio nocturno de Madrid», se promociona un céntrico «hostel». Por dos literas en habitación compartida piden 1.180 euros. La oferta ya se ha agotado. Siete días después, el precio no alcanza los 70 euros.

Si lo que el cliente busca son alojamientos de lujo, tampoco lo va a tener fácil. El Westin Palace no está disponible. El Santo Mauro, donde una habitación doble cuesta 13.200 euros para dos noches, está «muy solicitado». Una de las principales plataformas de alojamiento en internet asegura que para la fecha la ocupación ya está en el 95%.

La misma suerte corren las plataformas de pisos turísticos. Los dueños usan el reclamo de la final de la Champions en los títulos. Una habitación en casa compartida en Hortaleza llega a los 925 euros. «Las búsquedas han aumentado un 175% en estas fechas», indica el portal Airbnb. Los apartamentos enteros para grupos de hasta siete personas se alquilan por 1.200 euros.

Los propietarios y hoteleros coinciden en que las cantidades son «desorbitadas» y han crecido debido a que ninguno de los equipos en la final es español: «Que tengan que desplazarse desde otros países ha aumentado la demanda y, con ello, los precios, ya que obligatoriamente deben pasar al menos una noche en Madrid».

Publicado en ABC, escrito por Carlota Barcala